¿Cómo es la Enfermedad?

En el cultivo de trigo, el golpe blanco o fusariosis de la espiga es una enfermedad causada predominantemente por el hongo Fusarium graminearum (Schwabe) anamorfo de Gibberella zeae (Schw.) Petch. Mundialmente la enfermedad es común en áreas de cultivo de trigo húmedas y semihúmedas. En Argentina, epifitias severas se registraron en el centro norte de la región pampeana en 1967, 1977 y 1978.

 

En este último año, las pérdidas de rinde en trigo oscilaron entre 10 % y 30 % en Marcos Juárez, provincia de Córdoba y Oliveros, provincia de Santa Fe. En la campaña 1993, y promovida por la ocurrencia de muy favorables condiciones meteorológicas, la enfermedad causó pérdidas en trigo del 24 % al 50 % en el sur de Santa Fe y sureste de Córdoba (Galich y Galich, 1996). Recientemente, de acuerdo a comunicaciones personales de especialistas y técnicos de extensión rural, se registraron ataques severos en Entre Ríos y centro-este de Santa Fe en la campaña 2000, incrementándose su intensidad y área afectada en el ciclo triguero 2001 (especialmente en el cuadrante NE de la región pampeana).

 

Ensayos conducidos en Pergamino, Buenos Aires, mostraron que por acción del patógeno, el número de granos sufrió reducciones más severas que el tamaño de los mismos. Además de estas pérdidas cuantificables en el rinde de trigo, en los granos infectados se pueden formar micotoxinas (metabolitos producidos por el hongo) que afectan al hombre y animales.